Avisar de contenido inadecuado

Israel decidido a arrastrarnos a una Tercera Guerra Mundial

{
}

José González El Daily Stormer 10 Mayo, 2018 

Lo que está ocurriendo en Oriente Medio es muy grave. Los judíos parecen empeñados en iniciar un conflicto armado contra Irán, el único país que, junto a Siria, no se ha doblegado aún a los intereses israelíes. Como siempre, los Juden no tienen ninguna intención de luchar sus guerras: los americanos serán los encargados de morir por Israel, como ya ha ocurrido -y sigue ocurriendo- en Afganistán e Iraq.

La situación se ha deteriorado aún más después de que Trump rompiera ayer el pacto nuclear con Irán, un acuerdo con el que EEUU levantaba buena parte de las sanciones económicas y el embargo al país, a cambio de que este abandonara su programa nuclear.

El País:

Donald Trump ha vuelto a dar la espalda al mundo. En el paso más controvertido de su mandato, el presidente de EE UU rompió este martes el acuerdo nuclear con Irán y restableció “al máximo nivel” y de forma inmediata las sanciones contra el régimen.

EEUU no ha roto el acuerdo porque Irán lo haya incumplido, sino por la presión del lobby judío. Un entramado de cientos de organizaciones que se gasta la friolera de dos mil quinientos millones de dólares al año -el 38% se destina a la promoción de Israel-, como desveló un periodista judío del diario Forward. El Gobierno de EEUU, muy especialmente instituciones como la Reserva Federal, la CIA, el FBI, el IRS o el Departamento de Justicia, está totalmente dominado por intereses judíos. Tiene gracia que exista una investigación sobre la supuesta influencia rusa en las elecciones de 2016, ¿qué tal una sobre la influencia judía? Es una realidad que clama al cielo que ni siquiera los progres desmienten.

El País tiene luego el descaro de afirmar que la decisión de Trump se debe a que busca rédito político entre los granjeros evangélicos de Wisconsin. Esta noticia la publica el mismo diario que habla de la necesidad de acabar con las Fake News. Los comentarios de los lectores no tienen precio.

El pacto se ha roto porque Irán está aumentando su influencia en todo Oriente Medio, y los judíos de mierda se están haciendo caquita. Por eso quieren que vuelvan las sanciones y el embargo cuanto antes, necesitan extirpar económicamente a Irán, o se los comen.

Especialmente delicado para los intereses israelíes es el avance de Hezbolá en Líbano -financiados por Irán- y la presencia militar iraní en Siria, que apoya el régimen secular de Bashar al-Assad.

La guerra en Siria ha sido hasta ahora un desastre para Israel: los terroristas “moderados” financiados por EEUU, Israel y Arabia Saudita han fracasado estrepitosamente, y Siria se ha llenado de bases militares iraníes y rusas.

Casi tan decepcionante como Trump es el mutismo de Putin frente a las continuas agresiones israelíes. Que Putin critique abiertamente los ataques estadounidenses, y calle cuando los autores son narizudos, hace que el más progre se replantee si las teorías nazis son tan imposibles como afirma Hollywood. El silencio de Putin sorprende aún más si tenemos en cuenta que la campaña de odio contra Rusia en toda la prensa occidental, motivada principalmente por su alianza con el régimen de Irán, se debe a intereses sionistas.

La influencia judía en Rusia es colosal, y Putin no parece muy dispuesto a hacer nada para evitar la debacle del país. Año tras año, EEUU incrementa su esfera de influencia a golpe de revolución de colorines, la última en Armenia. La anterior, en Ucrania, se intentó primero en 2004. Acabó triunfando, como todos sabemos, en 2014. Y Putin no movió ni un dedo mientras rusos étnicos eran quemados vivos en Donbáss.

Israel ha demostrado ser una superpotencia. No por su tamaño -diminuto- ni su población -no alcanza los nueve millones de habitantes-, sino por los tentáculos que extiende la comunidad judía en todo el globo. Y esta comunidad, la más influyente a nivel internacional, desea una Tercera Guerra Mundial para eliminar a los últimos líderes nacionalistas de Oriente Medio, debilitar Occidente y convertir Israel en una potencia mundial, en el marco del proyecto Greater Israel -incluye la expansión de sus fronteras-.

Esta guerra no se limitará a Oriente Medio. El conflicto escalará rápidamente a nivel internacional, con Israel, EEUU, países títeres bajo la OTAN y Arabia Saudita por un lado, y Rusia, Irán, Siria y China por el otro. La pregunta que debemos hacernos todos es: ¿estoy yo dispuesto a morir por Israel?

https://es.dailystormer.name/2018/05/10/israel-decidido-a-arrastrarnos-a-una-tercera-guerra-mundial/

 TAGS:undefined

 

{
}
{
}

Deja tu comentario Israel decidido a arrastrarnos a una Tercera Guerra Mundial

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre